Presentación de Olga por Clever Lara

Conozco desde hace unos cuantos años a Olga Armand Ugon. La he visto pintar. Debería decir mejor: la he visto disfrutar pintando, la he visto sufrir pintando: en suma, he comprobado su creatividad en acto y me animo a decir que pertenece a ese conjunto de seres que piensa, reflexiona y se expresa haciendo.

Podríamos decir que su personalidad necesita verse reflejada aún en cómo trabaja la materia colorante ya que la misma también debe moverse entre lo aleatorio (chorreados, amplios trazos) y la posición, tamaño, color, de los mismos en el plano básico, pues ese control los integraría en una estructura, la del cuadro. Va de suyo que su concepto de estructura acepta lo relativamente aleatorio como un componente de la misma.

Como en su personalidad, las formas y la materia se tensan entre el impulso liberador y el sentido del orden.
El collage, vinculado a la materia pictórica y al grafismo lineal del dibujo fue el vehículo apropiado para su rico despliegue expresivo.

A pesar de lo dicho, su espontaneidad acepta estratificaciones. Cada estrato puede tener una distribución de formas, colores y signos distinta a la que le sucede. Pero la misma, o bien es translúcida (veladura) o bien tapa parcialmente el estrato precedente, generando en esa aparición nuevas formas, nuevos grafismos o signos.

Sería apropiado entonces, hablar, cuando nos referimos a las obras que emplean ese procedimiento, de verdaderos palimpestos.

Muchos de sus trabajos utilizan veladuras blancas, las que les confieren una pulcra diafanidad.
En esos palimpsestos no sólo conviven diferentes estratos sino además, diferentes actitudes. Hay casos en que el gesto con que se realiza un grafismo pleno de libertad y espontaneidad convive con una voluntad que organiza la superficie en cuanto a color, textura y forma.

En algunas pinturas y en los dibujos aparecen grafismos que derivan de la observación directa de la realidad. Pero es en el collage donde Olga Armand Ugon despliega sus mayores posibilidades y en especial, en aquellos que conviven con la utilización de trazos y signos esquemáticos no derivados de la mímesis.

No fui testigo de la realización del conjunto de obras a partir de las que escribo estas pocas reflexiones.
Confieso mi alegría al conocerlas. Por su calidad y por ser testimonios de la salud de la que aún goza La Pintura.

Clever Lara
Profesor y artista uruguayo

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
Add to cart